05 febrero, 2012

Tempus fugit

La cena

Basta pasar unos segundos delante de un cuadro de Antonio López para sentir ese tic-tac que nos acompaña siempre. Y es que, encontrar el tiempo atrapado en sus cuadros, es lo que más me impresionó cuando visité la exposición antológica de su obra en el Museo de Bellas artes de Bilbao.
Antonio López, en un pulso contra el tiempo, ha pasado más de diez años pintando algunos de sus cuadros más importantes. En sus cuadros de exteriores buscaba la luz adecuada y cuando, con el paso de los días, la luz cambiaba, abandonaba el cuadro hasta que el sol volvía a situarse allí donde lo dejó. Y a otro cuadro.
En otras ocasiones no era la luz lo que marcaba el ritmo de sus pinceladas. Más bien parece que quisiera apropiarse de la realidad pintándola eternamente. Se pasó nueve años pintando La cena. Durante ese tiempo los rostros que aparecen en el cuadro fueron cambiando y él incorporó esos cambios a su pintura consiguiendo un cuadro de nueve años de duración, como esas fotografías que dejan el obturador abierto durante meses y al imprimirse la foto vemos que todo está ahí y parece magia.
Y luego están sus cielos y esas ventanas pintadas hacia afuera.
Y la esquina donde una vez se inventaron los besos más ricos del mundo.


13 comentarios:

TRoyaNa dijo...

Princesa de hojalata,
las imágenes hablan por si solas,y éstas dos últimas de la ciudad,me dejan de una pieza,como si estuviéramos ante dos fotografías.
Por cierto,hay una canción en el último disco de Manolo García que lleva el título de este post.
bsts

francisco dijo...

Tiene sentido hacer algo deprisa si uno ama lo que está haciendo? Cuanto puede tardar en materializarse un sueño?

princesadehojalata dijo...

Si uno ama lo que está haciendo no tiene sentido hacerlo deprisa. Pero y si uno quiere perseverar en algo por miedo a que termine? todo depende pues del sentido con que se haga.

Un sueño puede durar toda una vida, verdad?

Troyana, no sabía lo de Manolo García, curioso, igual lo escuché y la frase se quedó ahí esperando.

Besos a los dos.

blog marlei dijo...

Bajo el sol todo es hermoso... o algo así dijo este hombre en Pamplona hace unos días...este hombre que es genio. Este hombre que una vida más tarde sigue siendo puro. Como el aire que pinta en sus cuadros. Limpio.

francisco dijo...

Un sueño puede durar toda la vida.

Irreverens dijo...

¡qué pasada!
:)

begusa dijo...

me superan últimamente los 'tic-tac'...
y ya no quiero luces... porque cerca, entonces, andan las sombras..

coco dijo...

Molas.

Fructus dijo...

También yo la vi (la exposición) en Bilbao. Fui en horario nocturno y sali luego al frío aire de la calle con una especie de Jet Lag espiritual. Siempre me ha subyugado el manchego, pero en esta ocasión me demoré en sus obras a lápiz, y en sus soledades a persiana echada y a la luz de una fría bombilla pelada.
Su estudio, el espartano ambiente en el que trabaja, pero ante todo la modestia que emana y que lo aupa aún más arriba.

Alex dijo...

Un puntillismo que me aleja (son prácticamente fotografías pintadas) y una capacidad obsesiva de trabajo que asusta. Hay belleza en su matemática, por muy partidario del caos que sea yo. No especula, ofrece y hace realidad quimeras: las calles vacías de Madrid.

Beso

begusa dijo...


te echamos de menos..,

princesadehojalata dijo...

Gracias Begusa, yo también me echo de menos...

gökhan kacar dijo...

MUY MUY BİEN MİSMO PERO HAY ALGUNOS İDEAS QUE YO PİENSO DİFFERENTE UN POCO JEJE excursiones en estambul